Logotipo + imagen

 
cuadro transparente

Contenido principal de la página

  • miércoles, 14 de diciembre de 2011
    :: COMER SIN ANSIEDAD
    cuadro transparente
    cuadro transparente

    COMER SIN ANSIEDAD

     

    Un objetivo que nos marcamos cuando nos damos cuenta que es necesario poner un control en nuestra forma de comer.

    La felicidad no radica en parecerse a las modelos que diariamente nos presentan todos los medios, haciéndonos creer que con esos cuerpos famélicos, enfermos, sin formas, sin grasa, podemos lograr el éxito.

     La felicidad es aceptarse uno tal y como es, consiguiendo una calma interior, siendo cómplices de nuestros propios defectos, ensalzando la potencialidad que nos brinda el poder disfrutar de un cuerpo y una mente sanos.

    Algunas dietas demasiado estrictas generan tal ansiedad que llevan a comer más para calmarla.

    En muchas ocasiones estamos descontentos con nuestra figura, y nos ponemos la meta de bajar 3 ó 5 kilos, pensando que el sobrepeso es la causa de nuestro malestar. Para ello seguimos dietas desequilibradas, de efecto rápido, “milagrosas” que generan más ansiedad y que nos llevan a comer más, consiguiendo el efecto contrario, engordar.

    El principal enemigo de la ansiedad en esos momentos es la sensación de hambre producida por llevar muchas horas sin comer. Desayuno frugal, si puedo aguantar sin comer nada a media mañana mejor, comida justa y merienda escasa, lo que supone llegar a la cena con un hambre voraz y con la necesidad de comer impulsivamente.

    HA COMENZADO EL CIRCULO VICIOSO que nos hace sentir cada vez peor, llenos de frustración y baja autoestima no dejamos de comer porque en ese momento es lo único que nos calma, pero a la vez aumenta nuestra sensación de fracaso y de malestar…

    Sin embargo en la mayoría de ocasiones mis pacientes me comentan que haciendo una dieta ordenada, comiendo de todo, con las 4-5 comidas diarias… desaparece la ansiedad.

     

    Parece que lo tenemos controlado, no tenemos hambre, hemos bajado el peso deseado, tenemos el hábito de hacer ejercicio regularmente, hemos aprendido a cocinar rico y sano…

     

    Sin embargo algo pasa en el proceso de mantener estos resultados.

     

    El estrecho vínculo entre la comida y las emociones es evidente. No podemos separar la mente, el estado psicológico, del acto de comer.

    Cuando estamos nerviosos o estresados liberamos adrenalina la cual reduce la capacidad para el autocontrol, lo que hace que seamos más fácilmente presas de la ansiedad y el malcomer.

    La serotonina, un neurotransmisor cerebral relacionado con el estado de ánimo, participando en el control del apetito: sobretodo comeremos dulce si los niveles de serotonina bajan.

    La ansiedad que genera el estrés, la monotonía de una vida cotidiana, las frustraciones o hasta la propia gratificación de los logros alcanzados, lleva a muchas personas a comer para así calmar dicha sensación.

    El control de las situaciones emocionales que pueden generar ansiedad y que más influyen cuando se ingieren alimentos debe ser fundamental para no volver a situaciones de fuera de control y subida de peso.

    Son varios los nutrientes que fortalecen los nervios y calman, en parte, la sensación de nerviosismo que acompaña a la ansiedad.

    NO FALTARAN EN NUESTRA DIETA ALIMENTOS RICOS EN MAGNESIO, TRIPTOFANO Y VITAMINAS DEL GRUPO B.

    Por sus propiedades relajantes, el magnesio interviene en el equilibrio del sistema nervioso central, evitando los estados de decaimiento, depresión, melancolía…

    Las legumbres, los cereales integrales y las verduras de hoja como las acelgas o las espinacas, el té y el chocolate son ricos en magnesio.

    El triptófano, componente de las proteínas, se transforma en serotonina, neurotransmisor muy importante para regular nuestro estado de ánimo.

    Reservar las proteínas animales (carnes, pescados o huevos) para la cena garantiza el aporte diario de este aminoácido.

    Las vitaminas del grupo B intervienen en el normal funcionamiento del sistema nervioso, de manera que son buenos aliados para evitar la ansiedad.

    Una dieta variada con verduras, cereales integrales, carnes, leche, huevos, y pescados nos ofrecerá la suficiente cantidad de vitamina B.

    Es aconsejable tomar una cucharada de germen de trigo y levadura de cerveza durante el desayuno, o añadir estos complementos dietéticos a las ensaladas y zumos, así enriquecemos la dieta en vitaminas del grupo B.

    Cuando es difícil manejar la ansiedad, es necesario no “refugiarse” sólo en la comida y encontrar salidas para canalizarla.

    Puede servir de ayuda buscar un ejercicio placentero como el yoga, pasear, correr o nadar. El ejercicio libera endorfinas, hormonas que nos suben el ánimo y nos ayudan a regular la ansiedad.

    También hay plantas que nos pueden ayudar a controlar el estado de ansiedad y nos relajan.

    Resulta efectivo, por ejemplo, combinar en una infusión pasiflora y amapola o melisa y lúpulo, o bien valeriana con hipérico si el ánimo está un poco bajo...

    Socializarse es también una buena terapia de manera que es recomendable buscar una compañía placentera para compartir esos pequeños momentos que nos brinda la vida y que hacen que todo fluya de manera más natural y positiva.

    Es bueno ocupar nuestro tiempo, si lo que tenemos es una monotonía y aburrimiento, con actividades que nos hagan sentir que somos válidos para hacer de nuestra vida un camino de ilusión, lleno de nuevos retos. Desde actividades culturales, deportivas, hasta recuperar el hábito de estudio o formar parte de una organización para ayuda a los demás…

    Veo que en el blog empezáis a manifestar vuestras propias experiencias, compartiendo con los otros ese temor constante a volver a engordar, a perder otra vez el control…

    De hecho el escrito de esa primera paciente en el blog,  ha tenido más comentarios que lo que os voy escribiendo yo.

    Es otra manera de autoafirmarse en la lucha frente a una epidemia, la de este siglo, que afecta a una mayoría de la población, y cuando me refiero a epidemia, no solo hago alusión a la obesidad…, el tema es más profundo que todo eso.

    La población de hoy en día sufre por la mala relación que tiene con la comida, tanto en exceso como en defecto, teniendo en ambos casos el denominador común de la falta de control y el mal estado psicológico.

    Hagamos más caso a la mente y menos a la dieta…



        Enlace: no hay ningún enlace para este comentario.   |   Comentarios (5)
    cuadro transparenteCompartir en Facebookcuadro transparenteCompartir Twittercuadro transparenteCompartir Delicious
    cuadro transparente
     

  • Publicado por: Aloña | martes, 07 de agosto de 2012. 15:52 ESTOY VOLVIENDO A TRIUNFAR
    cuadro transparente
    Kaixo a todas, Hace muchísimo tiempo escribí un mail diciendo que tras perder 50 kilos con el nacimiento del peque había recuperado gran parte de ellos y que estaba en una lucha para volver otra vez a adelgazar. Pues nada, comentaros que llevo, yo creo que unos 3 meses de dieta y he vuelto a bajar 16 kilos. Pufff, estoy eufórica, intento hacer deporte casi todos los días pero con el niño resulta un poco difícil. Pero, he negociado con mi pareja y solemos ir yo a correr y él y el peque junto a mi en bici (el peque en el sillín de atrás). Es una manera de poder hacer deporte y de poder compartir ese tiempo con mi pareja y el pequeñín. Y, con un poco de disimulo puede que aficione al peque al deporte. De vez en cuando, también me tomo mi tiempo para correr sola o poder ir a nadar. Como véis ya he vuelto a la rutina más satisfactoria de todas y controlo muy bien la comida. Bueno, en este momento no se si controlo la comida o realmente estoy en un momento en el que no necesito controlarlo y lo llevo muy bien. Jo, ESPERO QUE ME DURE MUCHÍSIMO ESTE MOMENTO!!!! Por cierto, agradecer a todas el interes que habéis puesto en mi caso (me lo ha comentado Esther más de una vez) y animaros a todas las que andáis luchando con la comida. Ya se que es muy difícil, pero siempre llega el momento.... ¡¡¡¡¡¡SUERTE A TODAS y espero tener la oportunidad de conoceros en alguna de las reuniones que organice Esther!!!!!

        Enlace: no hay ningún enlace para este comentario.


  • Publicado por: nerea | miércoles, 08 de febrero de 2012. 19:42
    cuadro transparente
    Realmente nuestra mente esta relacionada totalente con nuestro cuerpo y viceversa y eso se ve claramente en vuestro ejemplo o en el mio. Mi situacion es totalmente diferente yo no tengo problemas de peso, no tengo ningun quilo que bajar, sino lo contrario que engordar. mi relacion con mi aparato digestivo y ciertas comidas es dificil, porque vivo evitando todo lo que me sienta mal, viendo todo lo que no puedo comer, sufriendo por controlar para no dañarme mas y aun asi hay rachas en las que no soy capaz de estar bien, y no quejarme de una indigestion, diarrea o cualquier otro sintoma a los que estoy acostumbrada. asi que en cierto modo somos iguales vosotras tambien vivis con la sensacion de que no soys libres con la comida, y tambien teneis recaidas. Podeis sentiros mal por no alcanzar un peso mas idoneo y yo mal por no engordar y verme delgada frente a los demas, a final en nuestras vidas la comida, la alimentacion y nuestro peso es una preocupacion diaria. A mi tambien me gustaria que fuera mas natural esta relacion, por suerte he encontrdo a Esther y esta consiguiendo que lo entienda asil, y me ha quitado el miedo a la comida.Apoyo la idea de tener una consulta psicologica porque al final esther esta haciendo de psicologa y de dietista. Seria interesante un saludo

        Enlace: no hay ningún enlace para este comentario.


  • Publicado por: Judith | lunes, 09 de enero de 2012. 19:22
    cuadro transparente
    Hola chicas, me alegra saber que no soy la unica que vive estas situaciones. Me siento ideal cuando controlo la comida, el ejercicio, pero todavia no ha llegado el dia que me relajo.Empiezo a confiarme y de repente ya estoy metida en el circulo de picoteo y descontrol... Estoy totalmente deacuerdo que todo es emocional!!!

        Enlace: no hay ningún enlace para este comentario.


  • Publicado por: Nail | sábado, 31 de diciembre de 2011. 14:17
    cuadro transparente
    Aloña, estoy de acuerdo contigo, te puedo hacer una lista de todo lo que me engorda pero es verdad que hay momentos en los que tengo mucha ansiedad por la comida tengo hambre a todas horas y no pienso en otra cosa, luego me siento culpable por no poder controlar el apetito pero la fuerza de voluntad no es suficiente, encima comes dulces, pan...etc que al final hace que tengas más ansiedad con lo que entras en un circulo... yo ahora(toquemos madera) estoy comiendo de forma organizada y no tengo esos ataques de ansiedad por lo que me siento más feliz pero si es cierto que todo psicológico en cuanto pasas un mala racha otra vez a comer sin control, espere mos que esta vez con las pautas que me de Esther no me pase.

        Enlace: no hay ningún enlace para este comentario.


  • Publicado por: Aloña | viernes, 23 de diciembre de 2011. 22:54
    cuadro transparente
    Creo que en el testo sobre ansiedad has dado en el clavo. Yo creo que todos, y sobre todo las personas que acudimos a nutricionistas, sabemos como debemos alimentarnos, sabemos lo bueno que es hacer ejercicio, sabemos que los resultados no sólo físicos sino psicológicos de habernos cuidado son increibles y que nos sentimos realmente eufóricas cuando conseguimos autocontrolarnos. Pero, yo tengo muy claro, que mi mayor problema es el mal estado psicológico y la falta de control. No se porque, pero consigo controlar mi mente durante largos períodos de tiempo, pero derrepente se viene abajo el castillo y vuelvo a las andadas, y ¡¡¡¡¡PIERDO EL CONTROL!!!! Pero, lo curioso es que cuando estoy en esos períodos de control, siento que me estoy autocontrolando todo el rato, y hay momentos en los que resulta verdaderamente cansino. Todavía no he llegado a sentir que cuando me estoy cuidando lo hago de forma natural. Tengo MUY MUY CLARO que, al menos, mi problema con el peso es totalmente psicologico. Esther, tu me comentabas que te habías planteado ofrecernos ayuda de personal psicológico profesional. Yo muchas veces siento que necesito esa ayuda y realmente te agradecería que apostarás por ese tipo de servicio. Pero, ¿sabéis que es lo más miedo me da? (PÁNICO es la palabara adecuada), ¡¡¡¡que mi hijo de tan sólo 16 meses en un futuro pueda tener la misma relación que yo tengo con la comida!!!!!

        Enlace: no hay ningún enlace para este comentario.

  • Publicar un comentario
















    cuadro transparente
    :: Escribe el código que se ve en la imagen:




       Rellena el formulario. Una vez aprobado por el administrador, la entrada será publicada.


Datos de Contacto

* ZARAUTZ | AV GIPUZKOA 60 D-1º A | * ARRASATE-MONDRAGON | KALEALDEA, 11 BAJO | * DONOSTIA-SAN SEBASTIÁN | AV LIBERTAD, 38 1º A